Hola, soy Alberto Romero

Ingeniero informático de carrera. Diseñador web de profesión. Nómada digital de espíritu.

Después de muchos años trabajando para grandes empresas, donde el factor humano está desapareciendo poco a poco, decidí dejarlo todo para buscar mi propósito de ayudar a las personas.

Pensé que me hacía falta un cambio de mentalidad más profundo, así que me fui a Tailandia para comenzar mi nuevo camino.

Aquí comenzó todo

En una pequeña cafetería de Chiang Mai (Tailandia) comencé con este proyecto tan emocionante.

Sabía que podía ayudar a las personas a través de mis conocimientos y habilidades, por lo que en ese preciso momento comencé a establecer unas bases firmes.

Cuando tu energía es buena y quieres ayudar, te hace falta muy poco para tomar decisiones importantes.

Valores firmes

En los países occidentales se está perdiendo la cercanía en el trato con las personas y los valores que lo rigen todo cada vez son más materialistas.

Empapado de la cultura oriental basada en la gratitud y la compasión, mi misión es ayudarte de la mejor manera posible, siempre con un trato basado en la cercanía y en mis valores vitales principales: contribución, comunidad, transformación, libertad y autorresponsabilidad.

Sencillez, claridad y fluidez

Últimamente se ven muchas páginas web cargadas de elementos, lo que termina provocando el efecto contrario al deseado.

El minimalismo se debe aplicar más allá de la vida personal.

Una web sencilla y clara no sólo provoca más impacto y crea menos confusión en los usuarios, sino que además mejora el rendimiento y la funcionalidad enormemente.